Noches sin luna




Noches sin luna
Y el cuerpo como un río
De piedras encerrado
En las manos de otro cuerpo
De otro río de noche
El cuerpo
Y las luces en los ojos de la noche
Sin luna
Y el amor de las manos 
El cielo
La boca en tu lengua 
Tu nube
Hasta llover de noche
En un río
De luces y de piedras.












Hubo un sueño
Y en el mismo había
Un niño muerto.
Luego todo se oscureció
Hasta la mañana de ese día
En que despertamos lejos. 












Comentarios

  1. Cuerpo, luna, amor y el tiempo suspendido. Intensas lineas. Un abrazo y un suspiro.

    ResponderEliminar
  2. i-La que canta con Lobos: En efecto, se trataba de hacer toda una combinación para ir hasta el otro lado de la noche.

    Abrazos

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Sombra de palabras

Aromas